¿Cómo funcionan las placas solares?

Contenidos

Si quieres pasarte al autoconsumo para depender menos de las distribuidoras eléctricas y poder producir energía verde 100 % sostenible, es importante que conozcas cómo funcionan las placas solares y los diferentes tipos que existen en el mercado. En este artículo trataremos ambos temas y, además, te explicaremos qué elementos afectan al funcionamiento de los paneles solares.

Funcionamiento de los paneles solares

Para saber cómo trabajan los paneles solares debes focalizar la atención en varios elementos como, por ejemplo, el inversor y el medidor de energía. Igualmente, debes tener claro que el proceso comienza cuando los rayos del sol chocan contra las placas solares.

Cada panel solar está formado por células fotovoltaicas que se encargan de convertir la energía solar en eléctrica. Este proceso se lleva a cabo gracias a que dichas células están formadas por capas de silicio, un material que tiene la propiedad de generar corriente eléctrica cuando es expuesto a la radiación solar. Dicha carga eléctrica es serializada en cada módulo de las placas solares para que el voltaje quede ajustado a un sistema de corriente continua utilizable.

Importancia del inversor

En este punto es donde adquiere importancia el inversor solar, ya que, en la mayoría de viviendas, se utiliza corriente alterna y no continua. Por tanto, la energía captada por las placas en forma de corriente continua se transforma en electricidad de corriente alterna al pasar por el inversor. De este modo, ya podrás utilizar esa energía para disponer de un autoconsumo fotovoltaico, por ejemplo, para iluminar tu vivienda o utilizar los electrodomésticos. También podrás almacenarla en baterías o verterla a la red.

¿Cómo se calcula la potencia de una placa mediante el medidor?

Para que comprendas cómo funcionan las placas solares, es importante que sepas cómo se calcula la potencia de cada módulo. Piensa que, en función de la hora y de la época del año, la corriente generada será mayor o menor. Si, por ejemplo, dispones de paneles de 300 W, esto significa que, por cada hora de sol pico, tu placa producirá esa potencia. Así, para un total de 5 horas de sol pico en un día primaveral, y en una zona cálida, deberás multiplicar los 300 W por 5 horas de sol pico. El resultado serán 1500 W o 1,5 kWh al día.

Para evitar estas operaciones, a través del medidor de energía podrás conocer exactamente el rendimiento de cada panel a partir de la radiación y de la temperatura solar. Este contador de energía es fundamental en instalaciones de autoconsumo de excedentes, dado que será el encargado de contabilizar la energía que fluye en tu instalación fotovoltaica en ambos sentidos. Esto es, tanto la que resulta de la red eléctrica y llega a tu vivienda como la que proviene de tu vivienda y se devuelve a la red.

De esta forma, si no consumes la energía que has producido con tus paneles solares, podrás inyectarla a la red eléctrica y la comercializadora te compensará por los sobrantes de energía. Esto favorecerá que tu factura se reduzca de forma notable.

Inversor solar

1. Estructura que hace de soporte para los paneles solares. 2. Las placas solares captan la luz del sol. 3. El inversor transforma la electricidad. 4. La salida del inversor está conectada con la instalación eléctrica de toda la vivienda. 5. El medidor gestiona la energía que estás utilizando.

Tipos de paneles solares

El mercado de las placas solares no para de innovar. En la actualidad, podrás elegir entre tres tipos de paneles diferentes:

  • Las placas monocristalinas. Son de color negro y con esquinas recortadas. Su característica principal es que son entre un 15 % y un 25 % más eficientes que el resto de modelos. A su vez, destacan por su resistencia y larga vida útil, ya que están fabricadas para durar hasta 25 años.
  • Las placas policristalinas. Son más baratas que las monocristalinas, pero algo menos eficaces. Sin embargo, sus modelos actuales han mejorado la captación de la luz y sus pérdidas por reflexiones son menores que las de las más antiguas. Son de color azulado irregular y sus esquinas no son redondeadas.
  • Las placas de capa fina. Incorporan una lámina cortada a medida, una característica que justifica su bajo precio. Son de color negro sólido, flexibles, y suelen emplearse en instalaciones industriales o de servicios públicos a gran escala, aunque también pueden resultar útiles para proveer de electricidad a caravanas, barcos o a tiendas de campaña.

¿Qué elementos afectan al funcionamiento de las placas fotovoltaicas?

Para que puedas sacar el máximo rendimiento a tu instalación fotovoltaica y aumentar la rentabilidad, la orientación e inclinación de las placas solares constituyen puntos decisivos en su instalación.

Orientación

Una buena orientación te permitirá aprovechar al máximo la captación de energía que te proporciona la radiación solar. La más indicada es hacia el sur. La solución idónea para maximizar el rendimiento es instalar un seguidor solar que modifique la orientación e incline los paneles en función de la época del año. Sin embargo, si prefieres evitar este sobrecoste, deberías procurar orientarlos al sur todo lo posible con el objetivo de que a mediodía tengas un pico máximo de producción.

funcionamiento de las placas solares

Si tu tejado no está orientado hacia el sur, debes analizar en qué momento vas a realizar la mayor parte del consumo de energía. Por ejemplo, si el pico de tu consumo es a primera hora de la mañana, aumentarás el aprovechamiento de las placas si estas están orientadas hacia el este.

Inclinación

En nuestro país, debido a su latitud, la inclinación de las placas solares debe situarse entre los 20 y los 40 grados. Cuanto más cerca esté tu vivienda del ecuador, menor ángulo de inclinación requerirá la instalación. Esto se debe a que los rayos solares caen de manera perpendicular. Por ello, en el sur de España el ángulo suele ser de 20 o 25 grados y en el norte se acerca más a los 40 grados.

Si colocas una estructura coplanar, puede que se pierda algo de rendimiento, pero el coste de la estructura será más asequible y encajará perfectamente con el entorno. No obstante, los expertos siempre te proporcionaremos un asesoramiento personalizado para que elijas en cada momento la mejor opción dentro de tus posibilidades.

A modo de resumen, esperamos que con este artículo te haya quedado claro cómo funcionan las placas solares y por qué es tan importante que apuestes por empresas especializadas en el sector, como la nuestra, para obtener el máximo rendimiento a tu sistema y generar energía de forma fácil y eficiente.

¿Quieres pagar menos en tu recibo de luz y a la vez cuidar del planeta?

Rellena ahora este formulario y uno de nuestros expertos en autoconsumo fotovoltaico se pondrá en contacto contigo muy pronto.

RESPONSABLE:
TUVATIO, S.C.
C.I.F.: J-19332345
Av. de Buendía, 11, 19005 Guadalajara.
e-mail: hola@tuvatio.es

FINALIDAD: Atender solicitudes de información y remisión de comunicaciones comerciales.

LEGITIMACIÓN: Consentimiento expreso del interesado a través del formulario.

DESTINATARIOS: No se ceden datos a terceros, salvo obligación legal. Personas físicas o jurídicas directamente relacionadas con el Responsable.

DERECHOS: Posibilidad de ejercer los derechos de acceso, rectificación, cancelación y oposición mediante solicitud escrita y firmada, con la referencia “Protección de Datos”,

INFORMACIÓN ADICIONAL: Se puede consultar la política de privacidad de forma más detallada aquí.